La nueva Clase C Estate se maneja de forma tan sencilla e intuitiva como un smartphone. El cuadro de instrumentos completamente digital hace posible una visualización completamente nueva de los datos de los desplazamientos. Es posible personalizar la vivencia de conducción escogiendo entre tres sofisticados estilos con animaciones.

En combinación con el nuevo visualizador de alta definición y 10,25 pulgadas de diagonal del sistema multimedia, los nuevos botones de control táctil en el volante y el mando fónico LINGUATRONIC, esto se traduce en máximo confort de manejo.